jueves 5 de abril de 2012  11:33 AM
De regreso a la cotidianidad luego de un interesante periplo en los campos de entrenamientos de Grandes Ligas en Florida, el Leonático reafirma su compromiso con la inmensa legión de caraquistas de toda la galaxia y zonas circunvecinas.

Entre otras cosas tuvimos el privilegio de observar el desempeno de Omar Vizquel en el George Steinbrenner Field, en Tampa, donde los locales Yanquis no pudieron con la aceitada maquinaria de los Azulejos de Toronto, maquinaria que por cierto hizo estragos en el spring training.

Digo privilegio porque no todos los días se ve a un campocorto con 45 anos moverse como un chamito en el campo, tomar un rolling y lanzar preciso a primera en un octavo inning que los canadienses dejaron en cero a los poderosos mulos del Bronx.

Vizquel ha reiterado con insistencia su intención de ser manager de los Superleones, pero por lo pronto se ganó a pulso su inclusión en el equipo grande de Toronto, bateando como nunca y fildeando como siempre. Impresionante sin dudas Vizquel.

Y otro que nos impresionó gratamente fue el derecho Henry Rodríguez, quien igualmente se ganó con trabajo y efectividad el cargo de cerrador de los Nacionales de Washington. En el juego contra los Mets de Nueva York en Port St. Lucie, el caraquista sacó el noveno inning por la vía rápida, pero lo más significativo es que utilizó apenas 10 lanzamientos, de los cuales 7 cayeron en la zona de strike. Qué tal? De esos 10 pitcheos al home, cuatro fueron medidos a 99 millas por hora, tres a 92 (curvas), otros dos a 86 (cambios) y el último a !cien! millas por hora (uff).

Si Rodríguez trae ese combustible al beisbol local serán muchas las satisfacciones que brindará a la gloriosa afición caraquista. Se imaginan que se mantenga controlado con esa velocidad? Esperemos que así sea.

Hablamos igualmente con el flamante nuevo grandeliga Marwin González, quien no podía esconder su emoción de estar en un campo de entrenamientos de grandes ligas y con la posibilidad cierta de quedarse arriba. Le hicimos saber que la mayoría de los recién ascendidos a las mayores decían que una de las diferencias más notables entre estar en las grandes ligas y jugar en las menores era que en el equipo grande te llevaban las maletas, mientras que en AAA y AA tenías que cargar con tu morral al hombro. Soltó una carcajada y nos dijo "eso es cierto, y también los viajes en avión facilitan las cosas. En las menores nos trasladamos en autobús..".

Marwin nos ratificó su compromiso de jugar con los Superleones una vez concluya la temporada de Grandes Ligas. "Dependiendo de los juegos y el trabajo que haga aquí me reportaré al Caracas", dijo el utility de infield de los Astros de Houston.

Nuestra última entrevista en el spring training fue con un prospectazo, que si bien no es de los Leones, forma parte de la camada de jóvenes talentos que se abren paso en el beisbol estadounidense. Se trata de Freddy Galvis a quien abordamos en el estadio de los Filis de Filadelfia en la paradisíaca Clearwater. "Cuando tengas tiempo conversamos un poquito", le dijimos en el clubhouse al infielder falconiano, a lo cual nos respondió con una gran sonrisa: "vamos a darle ya".

Nos explicó Galvis que estaba confiado en hacer el grado en esta temporada, a pesar de contar apenas con 22 anos. "Estaba seguro sobre todo después de escuchar los rumores que los Filis saldrían de Rollins (Jimmy). Una vez que lo firmaron la cosa se puso un poco dura, pero me mantenía optimista y la lesión de Utley (Chase) terminó de abrirme el camino", confesó.

Oriundo de Punto Fijo, Galvis reconoció que cuando jugaba infantil era fanático de los Indios de Cleveland, debido a la presencia en la tribu de Omar Vizquel y Jim Thome. Ahora tendrá la oportunidad de jugar al lado de Thome y de compartir con él. Un sueno hecho realidad, sin duda para este muchacho, pilar de las Aguilas del Zulia en la pelota local.

Bien mis interplanetarios panas caraquistas, la idea es seguir desde ya a las figuras de los Superleones que estructurarán al equipo en la temporada 2012-2013, donde con toda seguridad regresaremos a planos protagónicos.

Por lo pronto no descuidemos todo lo relacionado al Reglamento de la Ley del Deporte en lo que respecta al patrocinio, el cual emerge como una seria amenaza al deporte profesional y al beisbol rentado en particular.

Cuídense y no se olviden !Caraquistas forever!